Conoce todos los detalles de la Ley Antifraude y la obligatoriedad de TPVs homologados

Hace unas semanas se publicaba el Reglamento de Certificación de Software, en respuesta a la Ley 11/2021 del 9 de julio de prevención y lucha contra el fraude fiscal. En este reglamento se detallan las especificaciones que deben tener los TPVs de contabilidad y facturación de restaurantes, comercios y empresas para que estén homologados y evitar así 

En PlaceIn contamos con un software para tu Punto de Venta (TPV), que cumple con todos los requisitos y medidas de prevención y lucha contra el fraude fiscal. 

En este post te detallamos todo lo que necesitas saber sobre esta nueva normativa que entrará en vigor en 2025. 

1. Empecemos por el principio. ¿Qué es un TPV?

Un TPV es el acrónimo de Terminal de Punto de Venta y combina hardware (el dispositivo físico) y software (programa informático). Puedes emplearlo para realizar cobros y ventas, imprimir tickets o facturas, gestionar el inventario o generar informes de ventas.

Como ya te hemos adelantado, un TPV agrupa hardware, que puede ser un ordenador, un comandero o una tablet, un software, que es el programa que incluye todas las funcionalidades que necesitas. Y otros componentes como una impresora por donde salen los tickets o un datáfono, para efectuar cobros.

Y su funcionamiento es muy sencillo. Cuando recibes a un comensal y paga con una tarjeta o con efectivo, tú cargas este movimiento es el TPV. Y una vez validado, puedes imprimir un ticket o una factura para el cliente y el inventario se actualiza. 

2. Requisitos que debe cumplir tu TPV

Con la Ley Antifraude, los TPV deben estar homologados para cumplir con los siguientes requisitos:

  • Asegurar la integridad de la información y de los datos que en él se registran
  • Conservación de las facturas y tickets emitidos para que la Agencia Tributaria pueda acceder a los datos siempre que te lo requiera
  • Los datos deben estar legibles
  • Debe asegurarse la trazabilidad de la información que se registre en el TPV
  • Los datos deben ser inalterables. Una vez introducidos en el sistema, no se pueden modificar

3. TPV homologado PlaceIn

Nuestro TPV cumple con los requisitos detallados en el apartado anterior y está certificado y homologado.  Y nuestra premisa en PlaceIn es ayudarte con todo este proceso, anticipándonos a la entrada en vigor de la normativa. 

Contar con un TPV homologado tiene todas estas ventajas:

  • Procesos de pago y venta más ágiles
  • Los pagos son más seguros
  • Tu inventario estará mejor gestionado
  • Tienes más información para tomar mejores decisiones basadas en datos
  • Tu contabilidad estará al día y te llevará menos tiempo gestionarla

4. ¿Cómo puedes prepararte para este cambio?

Aunque todavía quedan unos meses para la entrada de la normativa, nuestra recomendación es que puedas adelantarte y gestionar con tiempo este proceso. Son solo 2 pasos:

  1. Contratar un TPV homologado con PlaceIn
  2. Formar a tu personal para que puedan manejarlo

Si hablamos de las sanciones, la Agencia Tributaria ha previsto multas para aquellas empresas que utilicen un TPV con un software de doble facturación.

  1. Infracción tributaria por la fabricación, producción y comercialización de sistemas y programas informáticos o electrónicos que no cumplan con los requisitos de la Ley Antifraude. La multa en estos casos puede llegar hasta los 150.000 euros
  2. Infracción tributaria por la tenencia de los sistemas o programas informáticos o electrónicos que permitan la doble facturación y que no estén certificaciones. La sanción será de 50.000 euros por cada ejercicio.

5. Un resumen:

¿De qué trata la nueva ley?

La nueva Ley Antifraude afecta a la contratación de TPVs que estén homologados y que velen por la integridad, legibilidad, conservación, accesibilidad, trazabilidad e inalterabilidad de los datos.

¿Para quién es esta ley?

Este nuevo reglamento afecta a todas las empresas o autónomos que emitan facturas y que hasta ahora no tenían TPV’s homologados.

¿Cómo te afecta?

Si no tienes un Punto de Venta homologado por Hacienda, debes adelantarte a la Ley y cambiarlo para así cumplir con la normativa.

Plazos de entrada en vigor

Será obligatorio para empresas y autónomos disponer de un Punto de Venta homologado a partir del 1 de julio de 2025.

Sanciones

Para aquellas empresas y profesionales que no cumplan estas directrices, se estiman sanciones entre 50.000 y 150.000 euros. Afectará tanto a empresas que vendan software no homologado como a negocios que lo estén utilizando

Scroll al inicio